El Índice de Seguridad Alimentaria Global establece claros factores para la colaboración en la industria de alimentación de México

El índice fue creado por la Unidad de Inteligencia de The Economist y patrocinado por DuPont.

La seguridad alimentaria es uno de los principales retos que enfrenta la humanidad: Daniel Servitje.

México ocupa el segundo lugar en seguridad alimentaria en América Latina y obtiene la mejor calificación respecto a la suficiencia en el abasto de calorías per cápita por día en esta región. Estos son, entre otros, los hallazgos de desempeño nacional según el Índice de Seguridad Alimentaria Global los cuales podrían fungir como factores clave para la colaboración en la industria de alimentación con el fin de consolidar la seguridad alimentaria del país.

El Índice Global de Seguridad Alimentaria, desarrollado por la Unidad de Inteligencia de The Economist y patrocinado exclusivamente por DuPont, es la primera herramienta de su clase para promover la colaboración y la generación de la acción para alimentar a una población mundial creciente, que mide los conductores de la seguridad alimentaria en 105 países, incluyendo México.

La seguridad alimentaria se define como el estado en el que las personas tienen en todo momento acceso físico, social y económico a alimentos suficientes y nutritivos para satisfacer las necesidades dietéticas para una vida sana y activa.

El objetivo del índice es evaluar cuáles son los países más y menos vulnerables a la inseguridad alimentaria, atendiendo a más de 25 factores tales como la asequibilidad, accesibilidad, disponibilidad, valor nutritivo y la inocuidad de los alimentos.

"En DuPont creemos que el mundo en que hoy vivimos necesita líderes listos para colaborar y definir acciones inmediatas para resolver los retos de la humanidad," dijo Jorge Cossío, director general de DuPont México. "Crear soluciones alineadas a la realidad de cada país requiere esfuerzo conjunto por parte de la industria privada, instituciones académicas, gobiernos y organizaciones civiles. Juntos podemos aplicar ciencia y tecnología para desarrollar soluciones que contribuyan a la calidad de vida de la población," finalizó Cossío.

El Índice de Seguridad Alimentaria Global, herramienta única en su tipo, debe ser utilizada por aquellos con influencia en el ámbito de la alimentación.

Para Daniel Servitje, la Seguridad Alimentaria de México no es un asunto menor mencionó que "22% de la población nacional se dedica al campo y es ahí donde se concentra 31.8% de la pobreza alimentaria de México". El Directivo de la empresa líder en la industria de la panificación a nivel global, afirmó que "Es necesario impulsar un modelo y concatenar esfuerzos de productores, empresas consumidoras del campo, autoridades, y el resto de los actores involucrados, con el fin de incrementar la productividad del campo mexicano, sin perder de vista el cuidado del medio ambiente". Puntualizó, "El Índice de Seguridad Alimentaria Global, nos permitirá afinar la puntería, es decir, identificar las áreas donde debemos concentrar los esfuerzos".

La Unidad de Inteligencia de The Economist desarrolló el índice con el apoyo de expertos internacionales que proveyeron guía sobre la complejidad de la seguridad alimentaria y que aportaron al diseño y desarrollo del índice en sí.

Entre los hallazgos más importantes sobre México arrojados por el Índice de Seguridad Alimentaria Global se encuentran que el país ocupa el segundo lugar de América Latina en seguridad alimentaria y tiene la mejor calificación en la región respecto a la suficiencia en el abasto de calorías per cápita por día. Asimismo, los programas alimentarios en México tienen una cobertura amplia y ambiciosa y el balance entre costo y disponibilidad de alimentos está en línea con las tendencias mundiales ya que los mexicanos dedican al consumo de alimentos un porcentaje de su ingreso similar al promedio global.

"México tiene la gran oportunidad de estar calificado dentro de los mejores países en seguridad alimentaria a nivel América Latina," dijo Irene Mia, directora regional de la Unidad de Inteligencia de The Economist, para América Latina y el Caribe. "Gracias a los hallazgos que arroja el Índice de Seguridad Alimentaria Global sobre el desempeño de este país, la industria privada de alimentos, gobierno e instituciones académicas mexicanas podrán hacer un análisis de cómo están en cada uno de los indicadores clave y qué hacer en conjunto para consolidar la seguridad alimentaria nacional," agregó.

El Índice Global de Seguridad Alimentaria está disponible en http://foodsecurityindex.eiu.com.